Volkswagen nos muestra en un video la fase final de pruebas del ID. Buzz

El estreno mundial del Volkswagen ID. Buzz esta a la vuelta de la esquina.

Por lo que aquí le traemos un adelanto de cómo el Microbus eléctrico, ha evolucionado desde un sensacional concepto hasta sus fases finales de prueba de prototipo.

Los diseñadores han trasladado rigurosamente el estilo del prototipo de 2017 a la versión de producción definitiva de 2022, y las similitudes son indiscutibles. Ambas versiones del ID. Buzz se inspiran en los elementos estilísticos del legendario T1, el Bulli original.

Entre estos elementos se encuentran los voladizos extremadamente cortos de la carrocería, el aprovechamiento al máximo del espacio en una superficie mínima, la clásica división del diseño de la carrocería del vehículo en un nivel superior y otro inferior, además del inconfundible frontal con su forma de V. Y al igual que el Bulli original, el ID. Buzz también viene con tracción trasera.

A pesar de todos los lazos con la gran historia de la línea de modelos, el innovador ID. Buzz da un nuevo rostro a la automoción eléctrica. Lo que se ha creado es un automóvil sin rival alguno.

El ID. Buzz no parte del compromiso con una plataforma de tracción múltiple, sino que es un Bulli eléctrico construido desde cero, sobre la plataforma modular de propulsión eléctrica (MEB) del Grupo Volkswagen.

Ambas versiones del ID. Buzz, ya sea el minibus o la furgoneta, son indicios de que sus propietarios han tomado una sabia decisión en cuanto a la movilidad, con las que tanto los usuarios particulares como las empresas pueden contrarrestar el cambio climático.

Las dos versiones del ID. Buzz se lanzarán este año con una batería de iones de litio de alto voltaje que proporciona un contenido energético bruto de 82 kWh (neto: 77 kWh).

La batería alimenta un motor eléctrico de 150 kW, integrado en el eje trasero, al que también acciona. La velocidad máxima está limitada electrónicamente a 145 km/h, pero todavía no se dispone de cifras oficiales sobre la autonomía.

De hecho, el nuevo ID. Buzz es un vehículo muy ágil. Por un lado, el motor eléctrico alcanza su par máximo de 310 Nm desde el arranque en parada.

Y por otro, a estos componentes dinámicos se les suma el hecho de que la carrocería del vehículo tiene un centro de gravedad muy bajo, ya que la batería está situada muy abajo en los paneles sándwich del suelo.

En virtud de su diseño, el ID. Buzz tiene otra ventaja: el radio de giro del Bulli eléctrico es de poco más de 11 metros.

El primer precursor del ID. Buzz debutó hace 50 años

Cabe señalar que el ID. Buzz no es el primer Bulli con un sistema de propulsión eléctrica. Hace 50 años, en la Feria de Hannover, Volkswagen ya presentó un T2 como primer prototipo impulsado por un motor eléctrico montado en la parte trasera.

Sin embargo, la autonomía máxima de 85 kilómetros demostró que la tecnología de las baterías aún estaba lejos de ser adecuada para un uso práctico. Pero ya en aquel entonces, en 1972, nació el sueño: construir un Bulli de cero emisiones. Ahora, en 2022 se está ha hecho realidad.

Lanzamiento en Europa en septiembre

La producción del ID. Buzz empezará en el primer semestre de este año, y el lanzamiento en Europa tendrá lugar poco después, en otoño.

El ID. Buzz también se comercializará en Estados Unidos, y supondrá el regreso de la línea de modelos de Nueva York a San Francisco, que ha sido muy esperado por numerosos aficionados estadounidenses.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here