Toyota RAV4 Híbrido del 2020, con la calidad que jerarquiza a la marca

0
1702

Introducción

El Toyota RAV4 fue el primer SUV compacto de la automotriz, haciendo su debut en Japón y Europa en 1994 y en América del Norte en 1995.

RAV4 significa «Recreational Activity Vehicle 4-wheel drive» y fundó el segmento de los todo-caminos compactos: el SUV compacto urbano.

Su primera versión se fabricó en 1994, y tuvo un gran éxito tanto en Japón, Estados Unidos y la Unión Europea.

Con los principales cambios manejados en el rediseño completo del año pasado, el Toyota RAV4 Híbrido del 2020 continúa con solo unos pocos refinamientos.

Estilos y opciones

El Toyota RAV4 Híbrido tiene una configuración de nivel de equipamiento ligeramente diferente del modelo estándar, desde el modelo LE básico bien equipado y el XLE, el XSE y el Limited (el que probé).

El LE básico viene relativamente bien equipado con llantas de aleación de 17 pulgadas, rieles en el techo, una cámara retrovisora, faros LED y luces de circulación diurna, un asiento del conductor ajustable en altura, asientos traseros plegables divididos 60/40 con reclinación ajustable y doble -control climático de la zona.

El info-entretenimiento trae una pantalla táctil de 7 pulgadas, la integración del teléfono inteligente Apple CarPlay (Android Auto no está disponible), los servicios Toyota Connected (incluye Wi-Fi integrado), Bluetooth, un puerto USB y un sistema de sonido de seis bocinas.

El XLE agrega monitoreo de punto ciego y alerta de tráfico cruzado trasero, faros automáticos, faros antiniebla integrados, entrada de proximidad con botón de arranque, techo solar, tapicería de tela mejorada, extensiones de visera deslizante y puertos USB adicionales.

También se puede agregar al XLE un sistema de información y entretenimiento con pantalla táctil de 8 pulgadas con radio satelital.

El XSE obtiene llantas de 18 pulgadas pintadas de negro, una suspensión deportiva, pintura exterior de dos tonos, tapicería de cuero simulado (SofTex), materiales de acabado interior mejorados, un velocímetro digital, una pantalla digital de información para el conductor de 7 pulgadas, un espejo retrovisor con atenuación automática, pautas dinámicas para la cámara retrovisora ​​e iluminación ambiental interior adicional.

El Limited. llega con llantas de 18 pulgadas con acabado cromado, sensores de estacionamiento y frenado automático de tráfico cruzado trasero, un sistema de navegación integrado y memoria de dos posiciones para el asiento del conductor.

Se puede obtener el paquete de tecnología avanzada de grado limitado con sensores de entrada de proximidad en las cuatro puertas, activación de pie para la compuerta levadiza eléctrica, la plataforma de carga inalámbrica y un sistema de cámara de estacionamiento con vista envolvente.

Tren de potencia

Todos los modelos híbridos RAV4 vienen con un motor de cuatro cilindros y 2.5 litros emparejado con un motor eléctrico, y a una transmisión automática continuamente variable.

Se utiliza un motor eléctrico adicional para impulsar las ruedas traseras en situaciones de baja tracción. La salida total del sistema es de 219 caballos de fuerza.

Estilo interior

El interior del RAV4 híbrido es una mezcla estilizada de plástico duro y superficies suaves que aguantan el deterioro del tiempo.

Los asientos delanteros tienen un acolchado que es de apoyo y flexible, y aparte de un cojín inferior plano, generalmente tienen buena forma, pero estos no son asientos deportivos, Los asientos traseros son lo suficientemente cómodos y reclinables, pero carecen de refuerzo lateral.

La visibilidad es excelente, sin persianas significativas y una cámara de visión trasera estándar. Los controles en la pila de centro son fáciles de alcanzar, pero un poco frágiles. Me gusta la forma en los respaldos de los asientos 60/40-split, proporcionando una gran cantidad de ajustes para la reclinación.

El híbrido ofrece de manera impresionante la misma sala de equipaje con 37.5 pies cúbicos que su contraparte de gasolina.

La baja altura de carga y la amplia apertura facilitan el traslado de la carga. El subwoofer del sistema estéreo opcional ocupa algo de espacio en la esquina, pero un pequeño cubículo con una red segura lo ayuda a almacenar artículos más pequeños.

Cuatro ganchos de amarre y una toma de corriente de 12 voltios mejoran la utilidad del híbrido.

Tecnología

Los controles de audio y navegación son fáciles de usar gracias a una gran pantalla estilo tableta, pero los gráficos parecen anticuados. Apple CarPlay está incluido, pero los usuarios de teléfonos inteligentes Android aún se quedan fuera.

Los controles de audio y clima dan la sensación que son antiguos, la propia interfaz de pantalla táctil con menús sencillos, grandes botones virtuales y respuestas más rápidas es fácil de usar.

La pantalla es grande y es fácil desplegar mapas y menús usando íconos de pantalla táctil y botones fijos que rodean el bisel. Los gráficos parecen anticuados, pero de lo contrario el sistema funciona bien. El sistema de audio JBL opcional ofrece un sonido completo y claro.

Apple CarPlay está disponible, pero los usuarios de Android aún necesitarán interactuar con el torpe sistema Entune de Toyota. Solo un puerto USB transmite datos, pero los pasajeros pueden cargar sus dispositivos con cuatro puertos USB (dos frontales, dos traseros).

El emparejamiento de Bluetooth es fácil y requiere pocos pasos de confirmación, y una plataforma de carga inalámbrica opcional contendrá los teléfonos más grandes de la actualidad.

Prueba: Toyota RAV4 del 2020, nueva plataforma con mejor calidad

Seguridad

El RAV4 híbrido trae frenos antibloqueo, control de estabilidad y tracción, airbags laterales delanteros, airbags de larga duración, un airbag de rodilla para el conductor y una cámara de vista trasera.

Toyota Safety Sense 2.0 es estándar en todos los modelos híbridos RAV4 e incluye advertencia de colisión frontal, frenado automático de emergencia, detección de peatones, asistencia para mantener el carril, faros automáticos de luces altas y control de crucero adaptativo.

Un sistema de alerta de punto ciego y alerta de tráfico cruzado y trasero, son opcionales en el modelo XLE y estándar en el Limited.

El modelo Limited trae un sistema de advertencia de colisión hacia adelante con detección de peatones, la mitigación de colisión con frenado automático de emergencia, una advertencia de carril de salida y sistema de intervención y control automático de los faros de luz de carretera.

El grupo de ayudas para el conductor incluye control de crucero adaptado de parada y marcha, frenado automático de emergencia, asistencia para mantener el carril y asistencia de seguimiento de carril y el sistema casi autónomo de Toyota.

En carretera

La rápida aceleración hace que el RAV4 Híbrido sea divertido de conducir dentro y alrededor del tráfico. Pero es menos divertido cuando se detiene, y la transmisión produce terribles sonidos de motor cuando pisa el pedal.

Los frenos del híbrido difieren de los de un RAV4 normal. Son efectivos en situaciones diarias, pero el pedal se siente vago y blando y carece de la retroalimentación necesaria para detenerse sin problemas cada vez.

La dirección es imprecisa alrededor de su punto central cuando conduce a velocidades de autopista. A veces sentirá que necesita hacer pequeñas correcciones para mantenerse centrado. El caso es que si no te molesta, anda bastante bien. La dirección se vuelve más directa cuando conduces en las curvas, pero incluso así no hay retroalimentación real ni sentido del camino.

El RAV4 híbrido proporciona buena compostura y estabilidad al doblar curvas rápidas. Sacude las protuberancias de la esquina media sin perder estabilidad, y hay un balanceo mínimo del cuerpo. No hay suficiente agarre de los neumáticos para una conducción verdaderamente deportiva, pero es consistente con la clase.

La transmisión automática continuamente variable única del híbrido es suave a todas las velocidades, ya sea en la ciudad o en crucero por la carretera. También se adapta bien con una aceleración suave. Pero cavar en el pedal para cualquier explosión rápida acelerará el motor y generará el típico zumbido desagradable del motor que a algunos pasajeros no les gustará.

La tracción a las cuatro ruedas y la distancia al suelo de 8.1 pulgadas le dan al híbrido algunas herramientas básicas para trabajos modestos en senderos o todo terreno.

Es suficiente para garantizar su consideración como un automóvil de doble propósito que ahorra gasolina por semana y llega a la pista de esquí o al comienzo del sendero el fin de semana.

Para concluir

El único otro SUV híbrido en este nivel de precios es el Subaru Crosstrek híbrido. Tiene la misma economía de combustible que la RAV4 híbrida, pero es considerablemente más lento y no tan espacioso en su interior.

Otros rivales como el Honda CR-V y el Mazda CX-5 son refinados, atractivos e incluso lujosos. Pero el Toyota RAV4 hibrido tiene algo que incluso esos modelos carecen, su excepcional economía de combustible y garantizada fiabilidad.

Como cualquier producto de Toyota, el RAV4 híbrido, es una compra segura, ya que para mi entender es uno de los mejores SUV híbridos del mercado.

 

Precio: Desde US$ 29,270

Consumo: 41 mpg ciudad / 38 mpg carretera

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here