Infiniti QX50 del 2020, nueva plataforma y revolucionario tren motriz

Infiniti apostó fuerte al QX50 que está dando batalla en un segmento que está súper caliente, con un aspecto moderno y agresivo, una nueva plataforma, un novedoso interior y un revolucionario tren motriz.

Está hecho en México, y es el último crossover que retoma las claves de estilo que se vieron por primera vez en los conceptos QX50 y QX Sport Inspiration.

Estilos y opciones

El Infiniti QX50 del 2020 es un SUV compacto que se vende en cinco versiones. El Pure, Luxe, Essential, Sensory y el Autograph, el que probé, que está equipado con casi todas las funciones que ofrece la QX50.

El modelo básico Pure trae faros LED, una puerta trasera eléctrica y tapicería de cuero simulado. Agrega un sistema de información y entretenimiento de pantalla dual, Apple CarPlay y Integración con Android Auto.

El Essential trae un sistema de cámara de estacionamiento con vista envolvente, sensores de estacionamiento delanteros y el sistema de navegación de Luxe.

El Sensory incorpora ruedas más grandes, un sistema de audio de 16 bocinas y dos paquetes de lujo que son opcionales en el Essential.

El Autograph incluye una puerta trasera levadiza manos libres, tapicería y molduras interiores mejoradas, los paquetes Sensory, Climate y ProActive.

Motor y Transmisión

Todos los modelos vienen con un motor turboalimentado de cuatro cilindros y 2.0 litros con 268 caballos de fuerza, 280 libras-pie de torque, combinado con una transmisión automática continuamente variable. La tracción delantera es estándar y la tracción total es opcional en todos los modelos.

Estilo interior

Por dentro es espacioso con una interesante combinación de tapicería de cuero acolchada, paneles y revestimientos de puertas de cuero con inserciones de gamuza simulada.

La comodidad y la utilidad estuvieron a la altura con los asientos “Infinity Gravity”, que brindaron la comodidad y soporte lateral en todas las rutas de conducción.

El espacio para la cabeza y las piernas es bueno para la mayoría de las personas, pero los pasajeros muy altos se enfrentan a algunos desafíos. La posición del asiento del medio no es ideal para adultos ya que el reposacabezas solo se eleva hasta la base del cuello.

El techo panorámico está presente, y los pasajeros traseros tal vez tengan que mover el respaldo a una de sus nueve posiciones reclinables para evitar rozarse contra el techo interior.

El QX50 tiene la cabina más silenciosa de cualquier producto Infiniti, ya que es más rígido, con una mejora del 23 por ciento en la rigidez torsional respecto del modelo anterior.

Su espacio de carga es de 31.6 y 37 pies cúbicos detrás del asiento trasero, dependiendo de la posición del asiento, con un máximo de 60 pies cúbicos con los asientos plegados.

Tecnología

Está cargado de nueva tecnología, con una interfaz de dos pantallas con la pantalla táctil inferior que tiene respuestas rápidas y una pantalla nítida. La configuración de dos pantallas  es extraña debido a la falta de coincidencia de los gráficos, pero la división del espacio de trabajo puede ser agradable.

La estructura del menú en la pantalla táctil es en forma de cuadrícula con muchos iconos con la misma forma, pero responde lo suficientemente bien y tiene una pantalla nítida. Para el 2020 trae un nuevo sistema de información y entretenimiento, que viene con la integración de teléfonos inteligentes Apple CarPlay y Android Auto.

Seguridad

En materia de seguridad tiene control de estabilidad y de tracción, frenos antibloqueo, una cámara de estacionamiento de 360 grados, los asientos delanteros airbags laterales, de larga duración airbags laterales de cortina delanteros, reposacabezas activos, control de crucero adaptado e intervención de cambio de carril.

El QX50 agrega el sistema DAS (Direct Direct Adaptive Steering). Esta configuración de dirección por cable es notoria entre los entusiastas para minar cualquier sensación de retroalimentación de la dirección de la rueda. Debido a que DAS es una configuración de dirección totalmente computarizada, se integra mejor con ProPilot.

En carretera

Su motor es suave y refinado, con una nota de entrada zumbada que agrada a los oídos con aceleración fuerte, y ninguna de las durezas del V-6 a altas revoluciones, por ser la primera aplicación de un motor de compresión variable en un automóvil fabricado en serie.

La fuerte aceleración activa el turbocompresor en marcha alta y dispara una caída en la relación de compresión para evitar golpear el motor. Y cuando se activa el modo Sport, la CVT mantiene su marcha sin mucha provocación, ayudando a mantener al motor en su punto óptimo.

Aunque es lo suficientemente potente cuando se lo pisa, la entrega de potencia en una conducción típica no es tan gradual. Especialmente en el tráfico de frenadas y arranques, ya que pasa de alta a bajas revoluciones del motor con solo un poco más de aceleración, por lo que la inercia lo impulsa de su asiento.

El sistema ProPilot es una maravilla. En la autopista solo oprimes el botón y el automóvil te lleva conduciendo como si fuera autónomo, tomando las curvas y enfrentando otros vehículos sin problemas. Claro, uno tiene que tener sus manos y atención al volante por cualquier eventualidad.

Lo sentí muy silencioso tanto en las curvas y pendientes como a velocidades de crucero en la autopista. El sistema AWD ayudó bastante en algunos caminos ásperos donde pude probarlo, pero claro, es una adición, no es un todoterreno de pura sangre.

Conclusión

Infniti está apostando fuerte en el QX50, con un precio muy competitivo, que hará derivar a nuevos compradores a la marca y ante competidores como el Acura RDX, el Mercedes-Benz GLC y el Volvo XC60.

Se ve como un crossover compacto de lujo más seductor que su antecesor, y con mucho valor, en un segmento que no es conocido por ser económico.

 

Precios: Desde US $ 37,250, hasta US $ 55,850

Consumo: 24 mpg ciudad, 30 mpg carretera

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here