Principal / NOVEDADES / El Jeeo Gladiador es un engendro limón o simplemente una variación de un Wrangler

El Jeeo Gladiador es un engendro limón o simplemente una variación de un Wrangler

A Fiat Chrysler se la conoce por los vehículos e mala calidad y baja fiabilidad, datos que no son mis, ya que son de Consumer Report y J.D.Power, las consultaras más reconocidas en enumerar la calidad alta o baja de los automóviles.

Según datos de Consumer Report, la nueva camioneta Gladiator se parece  más a un Wrangler con un espacio atrás, que a un competidor de camiones medianos, que tienen potencia, destreza fuera de la carretera, espacio en el asiento trasero y comodidad en la conducción. El Gladiator está lejos de todo eso.

Las limitaciones del Gladiador ante sus competidores ya son familiares. Entrar o salir es un reto debido a la gran subida. La visibilidad del parabrisas corto y vertical no es para nada buena.

La cama está tan baja que el conductor no puede verla a través de la ventana trasera. Eso hace que sea difícil juzgar la longitud del Gladiador al cambiar de carril o al estacionarse.

Este es un vehículo que no se beneficia especialmente de un sistema de advertencia de punto ciego disponible, ni nada que se le parezca.

La cama puede ser lo suficientemente grande para algunos usos, pero la longitud modesta limita algunas funciones, como el transporte de madera u otros materiales.

La dirección se siente floja en la carretera, lo que hace que la conducción en la carretera se sienta imprecisa, y requiere un giro considerable para que el vehículo gire. En carretera es un estruendo de ruidos y dirección floja.

Esa misma dirección que se la automotriz dice que está bien adaptada para todoterreno, no aísla las vibraciones e impactos que asume en carreteras.

El espacio del conductor tiene compromisos familiares. La correa de la puerta que limita el ancho de la puerta puede abrir a menudo hace cosquillas en la espinilla del conductor.

El pie derecho está atiborrado por el túnel de transmisión, y no hay un pedal muerto para apoyar su pie izquierdo o usarlo para apuntalarlo en terrenos difíciles.

Los interruptores de la ventana en la consola central aún se sienten extraños, pero es un concepto necesario para permitir que se retiren las puertas.

De manera similar, los asientos son manuales para permitir vado en aguas profundas que de lo contrario podrían provocar un cortocircuito en los asientos eléctricos.

Según las pruebas de algunos colegas, que prefieren no comentan en escrito, ellos dicen que este engendro de Jeep con cama, no puede competir ni de cerca con una Toyota Tacoma, un Chevy Colorado, Honda Ridgeline, Nissan Frontier o un Ford Ranger.

El Gladiator es incómodo, no tiene ninguna suavidad al conducirlo, vibra bastante y se llena de ruido y no cubra la capacidad de carga que tiene sus competidores.

Jeep saco este modelo para los amantes del Warngler que pedían algo más de espacio trasero para alguna bicicleta o cosas para llevar a un fin de semana a las montañas o ríos.

Si alguna organización lo pone en la línea de las pick ups medianas, y le llega a dar la pick up mediana del año, le está mintiendo a los consumidores, ya que este vehículo no está en esa categoría, por lo que deberán de encontrarle alguna, para otorgarle algún premio que fue arreglado por debajo de la mesa por la automotriz, como ha pasado en muchas oportunidades.

Por supuesto, mi recomendacion es que si le gusta este engendro de Jeep, espere un tiempo y compre uno usado, porque no sabe como serán los problemas del Gladiator, ni los retiros que seguro le vendrán, ni los malhumorados nuevos propietarios. Espere y me darán la razón.

Noticias relacionadas

Acura mostrará en Los Angeles el MDX PMC de edición limitada

Aprovechando su avanzada artesanía y tecnología, en la fábrica de súper deportivos a medida de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *