Nissan comenzará la producción de dos nuevos automóviles eléctricos a partir del 2025

Nissan Motor Co. comenzará la producción en EE. UU. de dos nuevos automóviles eléctricos a partir de 2025, ya que el pionero de los vehículos eléctricos busca recuperar la relevancia en esta ahora etapa floreciente.

Como parte del crecimiento, Nissan dijo el jueves que invertirá $ 500 millones de dólares para convertir su planta de ensamblaje de Canton, Mississippi, en un “centro para la fabricación y tecnología de vehículos eléctricos”.

La extensa planta de fabricación de 4,7 millones de pies cuadrados introdujo la fabricación de automóviles en Mississippi cuando abrió hace casi 20 años.

Los nuevos vehículos eléctricos, uno un modelo Nissan y el otro un Infiniti, tienen un perfil similar al de un sedán con una línea de techo inclinada y nuevos diseños de luces delanteras y traseras. Los detalles del producto no fueron revelados.

Los modelos se ensamblarán en una nueva línea en la planta de producción de Canton, que tiene una capacidad de producción anual de 410,000 vehículos y fabrica el sedán mediano Altima y las camionetas Frontier y Titan.

Según citan algunos minoristas, el plan de Nissan de vender sedanes eléctricos en los EE. UU. es un dolor de cabeza 

“¿Por qué en este planeta Nissan gastaría sus dólares en la creación de sedanes, cuando su mercado más necesario anhela los SUV?”

El desafío de Canton es la primera de una serie de inversiones de Nissan en la fabricación de vehículos eléctricos y baterías en los EE. UU. durante los próximos cinco años.

El fabricante de automóviles japonés está haciendo una apuesta mundial de $ 18 mil millones de dólares en electrificación que incluye la producción de baterías de estado sólido y la entrega de 15 modelos eléctricos de batería para el 2030.

En su importante mercado de EE. UU., donde los vehículos eléctricos se consideran con mayor escepticismo, Nissan espera que los vehículos que solo funcionan con batería representen el 40 por ciento de sus ventas brutas en EE. UU. para el 2030. Algo que muchos piensan que pueda pasar pero no se sabe si pasará.

Esto si se concreta seria un gran avance, dado que el único producto eléctrico del fabricante de automóviles, el Leaf, representó solo el 1.5 por ciento de las ventas brutas de Nissan Group en EE. UU. el año pasado.

Pero hasta ahora, los planes de financiación de Nissan para la fabricación de nuevos vehículos eléctricos en los EE. UU., han sido comparativamente modestos.

Ford y GM han realizado inversiones multimillonarias en automóviles domésticos a baterías

Toyota dijo que invertiría $ 3.4 mil millones en los EE. UU. durante los próximos nueve años para desarrollar y localizar la fabricación de baterías para automóviles. Pero esta lejos de sus objetivos todavía.

Nissan llego a ser el líder de los vehículos eléctricos, desde que entregó el primer modelo para el mercado masivo, cuando lanzó el Leaf en 2010, mucho antes de que los vehículos eléctricos estuvieran en boca de cada ejecutivo automotriz.

Desde entonces, el fabricante de automóviles ha perdido su liderazgo a medida que los convencionales rivales y nuevos fabricantes introdujeron modelos eléctricos, más llamativos y de mayor alcance en el mercado.

Ahora, y más de una década después, Nissan se está preparando para un segundo acto a medida que ingresa al candente mercado de los crossover eléctricos.

El Ariya EV del tamaño de un Rogue llegará a los concesionarios de EE. UU. este otoño, para competir con el Kia EV6, el Volkswagen ID4, el Ford Mustang Mach-E y el Tesla Model Y.

Luego de la llamativa fuga del llamado “rompe espejos”, su CEO Carlos Ghosn y la renuncia de su carismático presidente de Estados Unidos, José Muñoz,  Nissan, que supo estar con la Alianza con Renault al tope de las ventas mundiales, quedo un tiempo a la deriva.

Pero como el Ave Fénix, Nissan saldrá de su letargo y volverá a ser un fuerte rival, esta vez con una competencia distinta, los vehículos eléctricos.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here