Principal / NOTICIAS / El bajo crecimiento de ventas en China ha creado preocupación a las fabricantes que han invertido fortunas en el país

El bajo crecimiento de ventas en China ha creado preocupación a las fabricantes que han invertido fortunas en el país

Las ventas de automóviles de China aumentaron solo un 3% en 2017 a 28,9 millones, lo que en alguna media ha puesto freno a algunos fabricantes esperanzados en que el crecimiento podía ser aun mayor.

China es, y con mucho, el mercado automotriz más grande del mundo, y los fabricantes mundiales han apostado su crecimiento futuro por el éxito en el mercado que una vez creció rápidamente.

Los datos sobre las ventas de automóviles de pasajeros fueron incluso más deprimentes, según un informe de datos de ventas instantáneas de MarkLines: solo un 1,4% a 24,7 millones.

Las ventas a nivel nacional estuvieron justo por encima de los 5 millones en 2005, lo que muestra cuánto se ha disparado el mercado hasta hace poco.

Durante décadas, el éxito de las ventas globales de automóviles dependió del mercado de los Estados Unidos, y durante las décadas de 1970 y 1980, las compañías de automóviles japonesas y alemanas en particular aumentaron sus fortunas al tomar participación de mercado de los fabricantes estadounidenses.

La Gran Recesión causó que las ventas anuales de autos cayeran de más de 16 millones por año de 1999 a 2008 a poco más de 10 millones en 2009.

El mercado se ha recuperado a más de 17 millones de unidades vendidas cada año desde 2015 hasta el año pasado. La mayoría de los expertos creen que las ventas de Estados Unidos, ya han alcanzado su punto máximo y aunque sean pequeñas, sus disminuciones anuales comenzarán prontamente.

Si bien los mercados japoneses y europeos de automóviles son relativamente grandes, no han crecido rápidamente, a excepción de las recuperaciones de la recesión.

Apuntando aun mayor crecimiento, los fabricantes mundiales han aumentado sus inversiones en instalaciones chinas.

Volkswagen y General Motors son los líderes tradicionales de participación de mercado en la República Popular. Los fabricantes locales han crecido y amenazado su liderazgo en ventas.

Cada gran fabricante de los Estados Unidos, Europa y Japón ha realizado inversiones de cientos de millones, o incluso miles de millones de dólares, para aumentar sus posibilidades de obtener mejores ventas en China.

El mercado de China ha comenzado a parecerse más a los Estados Unidos en lo que respecta a la competencia de las compañías de automóviles.

La batalla era para un movimiento más grande de un mercado que ha quedado estancado, en lugar de lo que fue la participación en un mercado Chino que estaba creciendo a dos dígitos.

Las inversiones en China, por lo tanto, no vienen con la garantía de que el éxito se puede construir a medida que el mercado crece en millones de unidades de ventas por año.

Incluso con el auge de los vehículos electrónicos y autónomos, las compañías automotrices globales se han enzarzado en una batalla para aumentar las ventas ante sus competidores.

Ya sea que los autos nuevos sean a gasolina o eléctricos, el apetito mundial por ellos se ha estancado, porque el de China sí lo ha hecho.

 

 

Por Enrique Kogan.

Noticias relacionadas

Porsche revelará el “Project Gold” durante el Monterey Car Week de Pebble Beach

Por Manuel Arroyo La automotriz alemana revelará un proyecto especial creado por su división Porsche …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *